09 diciembre 2008

No sé qué pensar


Tengo una crisis de fe. Creo que ya no puedo seguir aferrado al argumento de que no importa lo que suceda, los diarios continuarán.
Cual Biblia he tomado a expertos que desde libros, artículos o blogs propagan cómo los periódicos resistirán el embate, siempre y cuando, sean relevantes, oportunos, adaptables, expliquen no el qué sino el por qué, y demás...
Hoy ya no sé qué creer. En parte, porque aquellos a los que me leído estos años estan inmersos en el negocio, de hecho es SU negocio. Se dedican a la edición, diseño o consultoría de grupos editoriales.
Por un lado, ellos afirman que los rotativos que aprendan a leer la necesidad de su entorno podrán sobrevivir y no estarán condenados a perder la cabeza; pero por el otro, la gente de mi generación, aquella con la que convivo todos los días, no compra un diario ni por casualidad. Y no son apáticos: leen blogs, opinan, suben notas interesantes al Facebook, actualizan su Twitter... informados están. Y si optan por un periódico es sólo en su versión gratuita .com.
"Bueno, pero es que los jóvenes no leen los diarios, espera a que cumplan 30 o 35" afirman los optimistas del negocio. Pero lo cierto es que las generaciones arriba no tuvieron el boom de Internet como sucede ahora, para ellos el periódico era más parte de su vida, ¿por qué estamos tan seguros que, aquellos que hoy tienen 18, dentro de 10 años van a empezar a comprar su diario?
Eso sí, creo que sigue y seguirá existiendo hambre por leer grandes historias y reportajes deslumbrantes, y que el mejor medio para hacerlo es el papel (después de 2000 ccs. paso del leer en pantalla, eso es tortura), de lo que no estoy convencido es que sea en ediciones diarias.
No ha sido una semana nada positiva para la prensa. NYT hipoteca su sede y sus acciones caen 60% mientras que Tribune (Chicago Tribune, LA Times, etc...) anuncia bancarrota.
¿Será tiempo de abandonar el romanticismo y aceptar que los días de los diarios están contados? Quiero creer, pero el ateísmo se ha apoderado de mí.

8 comentarios:

Carlos Sánchez dijo...

Sin duda alguna las cosas cambian amigo, para bien o para mal, y el cambio tecnólogico ambiental y económico que el mundo está viviendo actualmente es tan drástico que habrán cosas que desaparezcan y otras que se tendrán que reforzar. creo que los diarios tendrán que ingeniarselas para adaptarse, ya que por costos y términos prácticos están en desventaja, ahora todo es ahorrar ahorrar y no gastar, tal vez los fieles lectores del tabloide y las hojas de papel de antaño sean los únicos que dificilmente se adapten a las pantallas, a diferencia de los jóvenes que ahora nacen con la lap bajo el brazo, y que si hoy no compran un diario dificilmente lo harán en 10 o 5 años que la tecnología avance.

Jo Trujillo dijo...

Justo esa misma pregunta me hice hace unos días sobre los libros, ¿llegará un momento en el que desaparezcan en su versión impresa?
Pensé que los libros es algo que con la tecnología, no se han modificado. Vaya, la música ha pasado de un formato a otro, lo mismo la fotografía y el vídeo. Y todos hemos tenido que volver a comprar nuestro disco favorito en su formato más reciente. Pero los libros han conservado su versión impresa.
Creo que en Amazon ya puedes descargar las versiones electrónicas, ¿pero quién se atreve a leer un libro de 350 páginas en una pantalla?
Supongo que con los diarios, la edición impresa cada vez será más reducida, por costos y apostarán a la versión electrónica, que tiene la ventaja ecológica y económica, además de que puede ser actualizada minuto a minuto.
Esto me lleva a la siguiente pregunta, ¿qué pasa con la memoria histórica? ¿Cuál es el retro de los archivos con los nuevos medios electrónicos? ¿Cómo lleva un periódico hoy en día el registro de todas las notas que publica?
Con la tecnología digital, la tendencia es a desvincularnos de lo tangible, nos movemos en arenas virtuales.
Yo, tengo que reconocerlo, soy una romántica que aún compra CD's y libros, me aferro a lo físicamente tangible. Al final, es una forma de saber que lo poseo y es mío.
Buena reflexión amigo Iker.

::claus:: dijo...

Confieso que sin haber terminado de leer por completo tu post, esto es lo que pienso (no lo terminé de leer por estar compartiendo mis argumentos con Nanz sobre lo mismo... pero parece que felizmente coincidimos en algunos puntos!)...
A estas alturas y tratando de ser objetiva (((el que trabajes en un periódico no quiere decir que lo consumas))), pienso q los periódicos deberían mantener la "inmediatez" de la noticia ya sólo en web, en forma gratuita y democrática, con tecnología bien aplicada y publicidad no invasiva (por piedad! los treintañeros también queremos conservar nuestras retinas)...
Y por otro lado, manejar la profundidad, el análisis y mucha información UTILITARIA más "permanente" en un formato semanal/quincenal tipo revista, para que de verdad te puedas clavar a leer una buena nota, una buena investigación... UN BUEN DISEÑO, bien planeado, bien investigado, con recursos gráficos y editoriales bien dirigidos.
Justo aquí es en donde se puede explotar el rollo "coleccionista" de nuestra generación, donde todavía quieras guardar una revista como una obra de arte, o con contenido que podrás utilizar en otros momentos (desde recetas, hasta infografías históricas...).
Por otro lado también nos toca ser una generación más consciente de temas como el cuidado del medio ambiente, donde ya no cuadra esto de desperdiciar una cantidad inaudita de tinta y papel TODOS LOS DÍAS, además de que vivimos en espacios cada vez más reducidos donde no puedes estar acumulando montañas y montañas de periódicos.
Y finalmente se me hace ya para mi generación una verdadera grosería la cantidad de información (sobre todo la inútil) que trae un periódico diario, es como un ataque informativo, donde ya no sabes por dónde empezar, ni puedes darle el tiempo sufciente (y si eres de los que inteligentemente lee más de un periódico, bueeeeno - estarías todo el día leyendo!).
En fin, el periódico que quiera sobrevivir necesita tomar en cuenta primero que nada la FORMA DE VIDA de su público y adaptarse a ella, para serguir siendo una herramienta efectival de comunicación.

nunkajamaz dijo...

Lo mismo decían hace no más de una década de la fotografía... que el pixel nunca sustiutía al grano... que la pantalla jamás podría revivir los momentos como el papel fotográfico...

...y quién compra ahora álbums?

Pero no te desmoralices... nunca nada sustituirá el poder extender el periódico en la mesa junto al café y valorar el contenido según más fuertes o más claras sean las manchas de tinta en los codos...

Y si lo hubiere, ya tendrás el resto de la vida para añorarlo... quisiera pensar que todavía es temprano...

Alexander Probst dijo...

Sin comentarios Iker, tienes TODA la razón, el "negocio" se va acabar porque se rehusan a evolucionar, siguen (seguimos) adictos al papel y a dar las noticias de ayer.

Anónimo dijo...

DOC, NO SE QUE DECIR, TAL VEZ QUE LOS MEDIOS DEBEN TOMAR NUEVAS FORMAS Y CAMINOS, SOMOS UNA GENERACION QUE EMPEZO EN LOS LIBROS Y EN EL PAPEL Y EMIGRO EN UN PERIODO MENOR A DIEZ AÑOS A LOS MEDIOS ELECTRONICOS.
TODO ESTA ORIENTANDOSE HACIA LA MISMA DIRECCION, HOY EN DIA LA PUBLICIDAD NO DIRIGIDA NO ES TOMADA EN CUENTA, LAS AGENCIAS HAN APOSTADO AL BTL Y DAN RESULTADOS NO SOLO EN PROYECCION SINO QUE ESTAN HACIENDO PROMESAS DE VENTA Y GANANCIAS PARA LAS MARCAS, ALGO QUE ANTES LOS PUBLICISTAS NO TOMABAN COMO PRINCIPAL REFERENTE. EMPRESAS COMO LA AGENCIA CIRCUS EN MÉXICO QUE SE DEDICA AL BTL LLEVAN 3 AÑOS Y MEDIO EN EL MERCADO Y ACTUALMENTE FACTURAN ENTRE 150 Y 200 MILLONES DE PESOS AL AÑO Y SOLO SE DEDICAN A HACER BTL.
ENTONCES TE HAGO LA PREGUNTA DOC, ¿RE-ESTRUCTURAR O MORIR?, YO SOY UN LECTOR SCANNER NO ME GUSTA LEER NOTAS LARGAS PREFIERO MAS INFORMACION EN TERMINOS GENERALES Y MENOS DETALLES, SI ALGO ME ATRAE MUCHO PROFUNDIZO, PERO CREO QUE LA GENTE YA SE CANSO DE LAS NOVELAS Y PREFIERE LOS CUENTOS ¿SERA QUE AHORA NOS VOLVEREMOS ADICTOS A LOS CORTOS Y DEJAREMOS LOS LARGOMETRAJES? LA VERDAD NO LO SE PERO ESPERO Y CONFIO EN QUE LA GENTE TODAVIA TENDRA TIEMPO PARA DISFRUTAR UNA BUENA CRONICA, UNA BUENA NOTA, UNA COLUMNA INTERESANTE O UN BUEN LIBRO, YA QUE EL DIA EN QUE ABANDONEMOS LA LECTURA, ESE DIA NOS ESTAREMOS ABANDONANDO A NOSOTROS MISMOS A LO QUE NOS DA SENTIDO Y NOS PERMITE PENSAR Y DAR ESPACIO AL INTELECTO, AQUEL PEQUEÑO INGREDIENTE QUE NOS HACE UNICOS.


SALUDOS PABLO ALBERTI

Mich dijo...

Creo que lo tangible no desaparecerá ante la inminente presencia de lo electrónico. Recordemos que la humanidad es ante todo una dinámica de hábitos. Ahora la cuestión es que las editoriales se las ingenien para volverse parte del hábito colectivo. Personalmente considero que la reinvención es parte de este mundo en constante cambio, así que no queda más que esperar unos años y conocer la respuesta a la interrogante.
Lo que sí es importante tomar en cuenta es que mientras existan personas que aún disfrutamos de una buena lectura impresa, no sólo por los contenidos sino por gozar también de la forma en que éstos nos son expuestos, hay un mercado tangible, y con ello, hay posibilidad de transformación para este mercado.

Michiel Das dijo...

Sobre esta cosa de "la generación de hoy" ¡tienes toda la razón Señor!

¿Por qué pagaría yo 1€-2€ cada día para leer un diario que consiste de noticias que en 30%-40% de los casos no me interesan personalmente? Además, en internet yo puedo "filtrar" y "coordinar" las noticias que me interesan, tengo la posibilidad de buscar directamente más información sobre una cosa que me interesa, y -quizás lo más importante - puedo dar mi opinión y decir publicamente si estoy de acuerdo o no con el autor.

En el futuro van a desaparecer seguramente muchos diarios, pero no sé si este cambio también será tan fuerte en el dominio de los libros, porque todavía prefiero leer una novela de 387 páginas en una silla cómoda, que delante de la pantalla de mi ordenador...